miércoles, 29 de marzo de 2017

Tabernas Desert BTT


Siendo conocedor del estado de forma del cual no podré apoyarme una vez se agoté y que no coincidirá con la meta, la estrategia a seguir será recurrir a la experiencia en larga distancia: "Paciencia y siempre adelante".

Este año la distancia escogida para la Tabernas Desert eran unos 20 kms más, quedando en 141 km y unos 4000 m positivos, que mi GPS no llegó a registrar (+3700 m).
Pistas de arena, barrancos de gravilla suelta, la bici se clavaba y costaba mantener la dirección, 2 subidas de casi 1000 positivos una tercera con rampas del 28% que requerían PAT (Pie A Tierra), Sol calentito en las zonas bajas y en las altas un aire frío que, sumado al desgaste paulatino del body, te empezaba a dejar pajaroide. En resumen, muy divertido.


Es una prueba curiosa y diferente, pero atractiva. Diferente a lo que suelo recorrer por lares valencianos, turolenses o pirenaicos en los que me suelo mover. Un terreno muy seco y realmente desértico. La mitad de la carrera toca la sierra de Alhamilla de las cordilleras Béticas entre las poblaciones de Tabernas, espaldas de Níjar, etc.. De una altitud de entre 1000 m  1300 m donde podía verse algo de vegetación a diferencia de las zonas bajas; con vegetación tipo arbustillo o matorral, signo de clima muy seco y duro.

La carrera en sí comenzaba con una salida lenta, las distancias de 68, 121, y la mía de 141 salíamos juntos. En la subida poco a poco voy cogiendo mi posición adelantando a mucho paquete, algún reservón, gente de todo tipo pero en su mayoría personal de la zona que hacían alarde de su guasa andaluza, sin parar de decir coñas que amenizaban los primeros y duros kilómetros de la subida; esto a lo largo de la carrera iba desapareciendo y las caras eran más de la situación, por lo menos en mi distancia.


Las dos subidas largas las realicé bastante decente, evidentemente mejor la primera. Las zonas de arena, se pasaron y en las zonas largas de rodar rápido, estiré lo que pude a los grupos que se creaban. Incluso haciendo que se soltase alguno (jajajaja esto me gusta), no quiero que en mi grupo se escuche el carrete ¡¡aquí se viene a remar marinero!! Ya vendrían las vacas flacas en el subidón intermedio y sobre el kilómetro 100 que me dio un pequeño bajón. La mente quiere irse con los bikers de las otras distancias, el body no dice nada, no puede. Pero estás allí y es el momento, así que a seguir que te recuperas. Recordad que en las pruebas de ultra-distancia, te vienes abajo, te recuperas, te vuelves a hundir pero te vuelves a recuperar... Hay tiempo para todo. Es evidente que la forma adquirida en el entrene te apoya muchísimo pero tu mente la tienes que trabajar para que también lo haga y consigas el objetivo: llegar.


Pasada ya la carrera en el kilómetro 125 aproximadamente, cuando hueles la meta, no sé si por la baja presión o algún golpe del fuerte descenso, pufff... sensación de poco aire. Algo no marcha bien, siento como mi llanta trasera peligra y mucho. Alargo lo que puedo pero hay que parar a hinchar. Pues bien, el pinchazo pasa a ser secundario. Bombín roto. Jajaja me parto. No pasa nada... pido bombín. Pero tampoco pasa nadie. A estas alturas estamos muy distanciados los que quedamos en carrera. Por fin vienen tres chavales y uno de ellos me presta un bombín consigo meter algo de aire y a seguir. En los kilómetros restantes, que en principio eran pocos, se hacen eternos, además del tiempo perdido con la avería.

Cuesta pedalear con poco aire, otra vez gravilla y arena y algún repecho donde el neumático se retuerce un poco. Pero no importa, siempre seguir hasta la meta. Voy bien de tiempo, si pasa algo peor correré a pie los 5 ó 6 kilómetros restantes, por suerte no fue así y llegué en un tiempo de 9 horas y media, en posición 89ª. Contento de terminar otra prueba que te pone en tu sitio y el rival eres tú mismo. 

Si podéis recorrer esa zona con las bikes, descubriréis un lugar realmente desértico de nuestra geografía. Además de ser una zona mítica por las pelis del Oeste que allí se han rodado. ¡¡Llevad agua o pereceréis gringos!!

Gracias a nuestros patrocinadores DoyoubikePACOM SystemsEdetania Personal BankersProsolutions y Talleres Gonzalo el apoyo prestado.


Crónica de Felipe Valles

*********
Si quieres ver las fotos de la prueba, las tienes en la galería.
Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario